1335

¿Y nadie dice nada de Comey y su exoneración adelantada de la horrenda Clinton? ¿No hay quien comente, acaso, de eso que dijeron los del FBI: “No investigamos acerca de los e-mails de Hillary Clinton, porque no hemos visto un interés público sobre el asunto” …? Los principales diarios que han abordado el tema lo hacen colgando una coletilla “aclaratoria”: o lo dijeron congresistas republicanos, o Trump se burla de Comey. Pero ni el WP ni el NYT puntualizan los hechos ni escriben columnas de opinión analizando lo extraño de que algo así haya ocurrido en una nación que se precia de estar distanciada del bananerismo político de sus vecinos. Algo está podrido en Dinamarca.

1332

El destacado y brillante filósofo y sociólogo cubano-chileno Yoel Acevedo ha definido magistralmente al movimiento anti trumpista, con una sola frase que, además de establecer un diagnóstico, traza también una prognosis:

“No hay anestésico que alivie ese dolor de culo”

Y todo queda dicho.

1331

Una reportera de la cadena CNN esta mañana en la radio:

“Y pues sí, el presidente Trump está por arribar a Texas a propósito de los destrozos causados por el huracán Harvey. Ya se está preparando el equipo de recibimiento por parte de la gubernatura, y es que hace falta que alguien le explique la importancia de esto, a ver si al menos el gobierno federal ayuda a la zona de desastre, pero para que esto ocurra, hay que hacerle entender al presidente la gravedad de lo que está ocurriendo. Y cambiando de tema, pero siempre conversando sobre el presidente Trump, y esta vez yendo hacia la economía, pues resulta que ahoritica el señor Trump ha vuelto a decir que el tratado de libre comercio con México y Canadá fueron malos tratados comerciales, pues… pueden creer eso, ¿eh?…

Y así, hasta el infinito…

1319

El eclipse solar, seamos sinceros, fue una reverenda mierda. Apuesto a que si hubiera ocurrido en tiempos de la administración Obama, la cosa habría sido distinta: impresionante, inolvidable, espectacular…!

1313

Aquellos que acusan con muchísima prestancia a la actual administración de ser una tiranía en potencia o, incluso, establecida, son los mismos que han cargado en contra del presidente por su intento de proteger la libertad de expresión, tal y como la contiene la Primera Enmienda. Curioso, por decir lo menos…

1312

Si algo he podido constatar en todo este debate que se ha dado en los últimos días sobre los alcances de la constitución en la defensa de las libertades individuales, es que no existe intolerancia más profunda e inquietante que la que proviene de la izquierda falsamente “buenista” y compasiva. No me sorprende, entonces, que las más horribles dictaduras, las más depredadoras y terribles, hayan encontrado refugio en las ideologías “progresistas” o falsamente “liberales”. La izquierda, tal y como ha citado el doctor Lyle Rossiter, es una enfermedad mental.

1309

Me pregunto por qué los siniestros izquierdocillos son incapaces, sin excepción alguna, de condenar a ambos extremos. Decir algo como esto, que yo mismo ya he dicho muchas veces:

“Condeno a los racistas del KKK y de Black Lives Matter, a los fascistas neonazis y a los terroristas de ANTIFA, a los supremacistas blancos y a los violentos de George Soros”.

¿Doble rasero, intolerancia acaso? Hummmm….

1308

Que el presidente Trump haya hecho una especie de equiparación moral, al repartir culpas por los hechos de violencia sucedidos en Charlottesville, ha molestado a muchos. Lo siento, amigos míos, pero el doble rasero y la hipocresía vuelven a ponerse de manifiesto. Esos andan molestos e indignados porque se ha dicho que los muchachos de ANTIFA, “luchadores abnegados y valientes”, son repulsivos, despreciables, vomitivos como los salvajes neonazis de la supremacía blanca o los racistas del KKK (esa invención demócrata de antaño). Pero ANTIFA es lo que es, y aunque moleste a las turbas anti Trump, sus vínculos directos con la ideología comunista no pueden enmascararse ni ocultarse. Lo que atisbamos en Charlottesville no fue más que la colusión de dos extremos. Y seamos justos, el de la punta izquierda ha penetrado mucho más los estamentos de la política norteamericana que su contraparte. Nada, que la siniestra le anda dando palizas a la diestra. Y eso parece no molestarle ni a la gran prensa ni a los militantes furibundos del anti trumpismo…

1307

A propósito de los hechos acaecidos en Barcelona, donde unos terroristas islámicos asesinaron a más de una decena de personas, me parece pertinente recordar que todo el discurso enarbolado por la fatua e ignorante izquierda es el mismo que el profesor de Bioética Tim Koch, con ánimo relativizador, ha estado exponiendo en medios universitarios durante los últimos años. Esta diatriba achaca la responsabilidad del extremismo religioso a las políticas occidentales hacia el oriente medio y el mundo árabe y musulmán en general. ¿Y qué significa esto? Que para Koch y la izquierda, hechos como los de Barcelona poseen un atenuante histórico. Es decir, los moros asesinos de La Rambla están respondiendo legítimamente a siglos de opresión y colonialismo, teoría que ignora el oscuro motivo principal que anima a estos asesinos: la naturaleza propiamente religiosa de la yihad. Lo mismo, por cierto, podría aplicarse al revisionismo histórico del neo marxismo light, donde el multiculturalismo (nueva ideología trasnochada del socialismo derrotado tras el derribo del muro de Berlín) esgrime la teoría relativa de que todas las culturas tienen igual valor. Piensen en ello.

1306

Toda esta cosa del revisionismo histórico y de la exacerbación del odio racial ha causado que un ejército de ponzoñosos, acomplejados y desquiciados seres se lancen sobre quienes tienen una percepción diferente, una visión distinta, para cercenarles el pescuezo con la daga de la intolerancia. Intentan equiparar a quien no piensa como ellos con esos otros que ocupan los extremos. Hay un gordillo sebáceo, pésimo amago de poeta, de hablar hueco y mediocre escritura, que atolondrado con su auto percepción estética no cesa de tildar al resto (incluyéndome a mi) de racistas y despreciables. Para ese gordo infausto y su tropel, vuelvo a repetir que los neonazis y supremacistas blancos me parecen tan patéticos y despreciables como los negros racistas del BLM o los fantoches terroristas de Antifa. Es que estos militantes anti-trumpistas desaforados y fanáticos, violentos y reaccionarios, poco que envidiarle tienen a la lacra mencionada encima.

1304

Los supremacistas blancos y neonazis, los negros racistas del BLM, los extremistas violentos de Antifa, las hordas histéricas anti Trump… todos son el detrito repugnante y nauseoso de la sociedad. Facebook, al menos, está en guerra…

1302

Y dijo una corresponsal del periódico tal cual en una radio local: “Si, Pedro. El presidente no ha sido… Trump no ha sido consecuente en criticar los hechos de violencia perpetrados por los racistas blancos en Virginia. Todos sabemos que no se pronunció sobre el particular, y que fue tan solo el lunes cuando se vio obligado… obligado a decir algo… pero siempre nos queda esa especie de… cómo decir… de sensación de que no puede librarse de su simpatía por esos grupos tan dañinos…” Y como el comentarista, voila, pertenece a las numerosas huestes “anti-Trump”, jamás espetó la pregunta de rigor: “¿Qué cojones dijo Barack Obama cuando los crímenes y desmanes de la izquierda reaccionaria y de los racistas de Black Lives Mater en los últimos años?” Todos sabemos la respuesta.